Llámenos

+34 902 10 45 81

Elevadores, montacargas y subescaleras

¡Juntos encontraremos la mejor solución!

Para eliminar las barreras arquitectónicas de un hogar es aconsejable en muchos casos la instalación de un dispositivo salvaescaleras o un ascensor unifamiliar. Pero no se debe olvidar que si en la casa hay alguna persona que se desplaza en silla de ruedas deberemos comprobar que dispone de los espacios necesarios para poder maniobrar.

Si se trata de un ascensor unifamiliar, hay que considerar que las medidas interiores recomendadas para poder alojar una silla de ruedas son de 1 metro de ancho por 1,2 metros de largo, si el embarque se hace por la misma puerta. Si se accede al elevador por un lado y se sale por el lateral, lo que significa que la silla debe girar dentro del elevador, la medida mínima recomendada es de 1,2 x 1,2 metros.

Además, se ha de considerar que los pasillos que conduzcan hasta el ascensor o salvaescaleras cuenten con una anchura suficiente para el paso de la silla. Las puertas que existan en el recorrido deben tener una anchura libre de paso superior a 80 centímetros, aunque es recomendable que sea de 100 centímetros ya que así, además del usuario de la silla de ruedas, también puede pasar un perro guía u otras ayudas técnicas.

Además de las anchuras mínimas se deben comprobar todos los recorridos para que permitan el correcto desplazamiento. Por ejemplo la existencia de obstáculos como mobiliario, extintores o plantas, que pueden dificultar el movimiento y acceso a los dispositivos de accesibilidad.

Tener en cuenta estos consejos será de gran utilidad para que los usuarios de sillas de ruedas puedan maniobrar con comodidad.

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *